Envío no disponible, el usuario ya ha aceptado un presupuesto.

Espejo de pared (Nº 8134880)

Espejo de pared
Longitud x Anchura x Altura
Peso
Pzas
Espejo de pared
50 x 10 x 80 cm
15 kg
1
¿Las medidas son exactas?
No
¿Va empaquetado?
No
Peso total:
15 kg
Distancia
626 km
Asistencia para la carga y descarga:
No se requiere
Cliente:
Empresa

Dirección y fecha de recogida

Portugal, Distrito De Lisboa, Lisboa

Flexibilidad de fechas

Dirección y fecha de entrega

España, Comunidad De Madrid, Madrid

Flexibilidad de fechas


Transporte de otros objetos frágiles

Los artículos frágiles se encuentran entre las cargas más complicadas a la hora de transportar. En esta sección se agrupan objetos hechos de vidrio u otros materiales delicados, al igual que cualquier otro objeto que requiera de un especial cuidado durante su manipulación y transporte, como pueden ser la mayoría de aparatos electrónicos. También puede darse la situación de que el objeto que tengamos que transportar no lo veamos como una carga frágil en sí mismo, pero si cuenta con alguna parte o elemento más delicado y vulnerable (como por ejemplo adornos de vidrio o una tapicería de tejido delicado), entonces conviene extremar precauciones y considerar este objeto como una carga delicada durante todo su transporte.

Los objetos frágiles deben ser transportados con el máximo cuidado posible ya que son muy propensos a romperse o dañarse. A veces resulta más difícil encontrar a un transportista que se encargue de trasladar este tipo de mercancías, por lo que conviene revisar bien los términos bajo los que acordéis el envío. Además, los objetos delicados no siempre son considerados como una carga estándar, por lo que es posible que se cobre un suplemento al contratar su transporte.

En el momento de transportar un objeto frágil, el embalaje es un punto crucial. Lo primero es encontrar una caja de cartón del tamaño más próximo al artículo, mucho mejor si aún dispones del embalaje original. El espacio sobrante una vez que pongas el objeto en el interior, debes de rellenarlo con plástico de burbujas, papel de periódico, esponja u otro material similar, para evitar que se produzcan daños durante el trayecto.