Cómo transportar un lavavajillas

El transporte de electrodomésticos es una parte inevitable en cualquier mudanza, pero a su vez puede resultar algo muy arriesgado. Es necesario saber cómo preparar adecuadamente los electrodomésticos para no dañarlos durante su transporte y asegurarnos de que funcionarán correctamente en tu nuevo hogar. ¡En este artículo vamos a ayudarte con eso!


Antes del transporte

Lo primero es vaciar todo el contenido del interior de tu lavavajillas. Si dejas dentro algún plato, vaso o fuente, es muy probable que estos acaben rotos después del traslado. Empaqueta tu vajilla y cubertería en cajas y para garantizar una seguridad mayor, pon en estas cajas la etiqueta de «frágil.» Gracias a este sencillo gesto, el transportista será todavía más cuidadoso con estos artículos. Te recomendamos también que retires el resto de elementos pequeños tales como las cestas o bandejas que forman parte de los accesorios del lavaplatos.

transporte de un lavavajillas

Desconecta el lavavajillas tanto de la corriente eléctrica como de la toma y salida de agua, después dobla los cables y pégalos en la parte trasera para que no se dañen. Cuando ya esté listo para su transporte, embálalo con plástico de burbujas o con una manta para dar una protección extra.

Conoce las dimensiones del electrodoméstico
Al igual que con cualquier otro objeto, si deseas contratar los servicios de una empresa de transporte o un transportista individual, deberás proporcionarles las dimensiones del lavavajillas. Antes de realizar el envío, mide el ancho, alto, largo y peso del electrodoméstico.

Durante el transporte

Teniendo en cuenta que el lavavajillas es un electrodoméstico pesado, es necesario contar con más de una persona para transportarlo. Otro punto importante es mantenerlo en posición vertical para evitar el movimiento de líquidos dentro de la máquina y sostener el lavaplatos por ambos lados. Al pasar por una puerta, es posible que tengas que inclinarlo un poco para que quepa por el espacio más estrecho.

¡No fuerces tu espalda!
Si decides llevar el lavaplatos por tu cuenta, debes usar un cinturón especial que estabilice y reduzca el estrés en tu columna vertebral.

En el caso de que contrates una empresa transportista para el traslado, pregúntales si su servicio incluye la carga y descarga. No hay motivos para cargar este objeto tan pesado si el transportista dispone de equipo profesional para tal fin. Una vez que el lavavajillas esté en el interior del vehículo, hay que sujetarlo con cinchas especiales para asegurarlo y que no se mueva durante el trayecto.

¿Cuánto cuesta el transporte?

Si necesitas transportar electrodomésticos, tales como lavavajillas, puedes hacerlo por ti mismo o buscar una empresa transportista online publicando un anuncio en un mercado de transportes. El coste del transporte de electrodomésticos va a depender obviamente de la distancia que se necesita recorrer entre el punto de recogida y entrega y el peso y tamaño del electrodoméstico.

Para trayectos dentro de España, el precio medio aproximado está comprendido entre  80-100 € . En trayectos internacionales entre España y otro país europeo, el precio aproximado es de  150-200 € . Por lo general, cuanto más larga es la ruta, el precio por kilómetro desciende, tanto en trayectos nacionales como internacionales.

¿Te gustaría recibir presupuestos para el transporte de tu lavavajillas? >>

 

Inés Trívez

Inés Trívez

Ambientóloga y apasionada de los viajes: estaré encantada de ayudarte para que tus envíos se hagan de la forma más segura y respetuosa con el medio ambiente.

También te podría gustar...

2 Respuestas

  1. El Mudancero dice:

    Enhorabuena por el artículo, los consejos son muy útiles. Nosotros, que tenemos una empresa de mudanzas en Alicante, llevamos a cabo los mismos pasos para llevar a cabo un traslado de este tipo. Muchas Gracias!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *